No sé si soy yo, pero últimamente mire donde mire y ponga la oreja donde la ponga, hay como 50.000 competiciones de CrossFit. No creo que sea algo que me deba preocupar o al menos ahora mismo ya que cuantas más competiciones haya, más visibilidad se está dando al CrossFit. Y sí que es cierto que cada vez los medios hablan más de nuestro deporte, que las críticas –sin sentido, claro- son cada vez menores y que cada vez escucho menos eso de “El CrossFit es lo mismo que HIIT”. Algo que no es para nada así, pero eso es otro tema sobre el que ya disertaré.

Aunque en principio parece que todo va bien y que tantas competiciones son una buena idea para conseguir viralizar el CrossFit y conseguir meter a más locos en esta secta world wide, no sé yo hasta qué punto estamos consiguiendo estos propósitos. Y no quiero decir que las competiciones no sean necesarias, lo son porque no todos nos podemos presentar a los CrossFit Games, pero ojo porque las cosas se están saliendo de madre. Montar una competición de CrossFit requiere mucha preparación y mucho saber hacer y cada vez me llegan más mensajes sobre competiciones paleras, competiciones que no tienen el nivel como para poder llamarse “competiciones” o comentarios acerca de lo venidos arriba que están muchos organizadores.

Obviamente hay competiciones que se merecen su reputación y su puesto, como por ejemplo el Spanish Throwdown, que ya llevan años realizándose y que se hace en muchos países pero hay otras… que bueno, mejor ni os lo cuento. ¿O sí?

El abuso en una competición de CrossFit / Planificación en la competición de CrossFit

Como he dicho, es una buena idea hacer competiciones ya que no todos los Crossfitter tienen un nivel increíble y los Boxes no van a estar haciendo ligas internas constantemente. Así que sí, voy a admitir y a asumir que las competiciones de CrossFit son buenas y nos ayudan a todos a seguir mejorando, seguir motivados y a perseverar porque sin un objetivo no se va a ningún lado. Sin embargo, -y a pesar de que pueden ser buenas para muchos- lo cierto es que también hacen que baje la reputación de nuestro deporte.

Con tanta competición, no es de extrañar que cada vez haya más mala organización. Lo más gracioso es que algún que otro Box con menos de un año de vida, se lanza a la piscina y se pone a organizar competiciones a nivel nacional. Lo divertido de esto es que la mayoría de Coach de este tipo de Box aún no tiene ni idea de preparar una competición.

Por supuesto, este tipo de Box no lo hace con mala intención o mala fe, es simplemente una forma de promocionarse pero, queridos, hay otros métodos para poder promocionarse que no sean montando una competición de CrossFit, os lo prometo. Una competición a nivel nacional, sin tener ni puta idea del tema, no solo puede hacer que a vuestro Box acuda mucha gente, sino que puede acabar haciendo que vuestro Box cierre sus puertas. Sí, así de claro. Muchos Box, se están creando una mala reputación del carajo por el simple hecho de montar una competición de CrossFit sin tener ni idea. Hay Coaches que no saben hacer una buena programación así los maten y eso, cuando haces una competi y le das difusión a nivel nacional, ¡¡¡Se ve!!! Y lo peor es que lo ve TO DO el mundo. Me han llegado imágenes de clasificatorios que ni en los CrossFit Games, chavales. Que vale que hay que cribar a la hora de meter a gente en una competición y más si tienes más categorías que la Spanish pero… ¿es necesario excederse?

El dinero premia en una competición de Crossfit

Por supuesto, la gente participará porque claro, para clasificarse y poder participar en la competición de CrossFit hay que pagar una cantidad que no es para nada simbólica. Estoy escuchando que hay algunos Box que piden hasta 25€ por inscribirse a una competición que no tiene ni más de una edición. ¿Estamos locos? No creo que vaya a ir Fraser a hacer de juez, ¿No? Entonces, ¿A santo de qué estáis pidiendo un precio tan elevado? Al fin y al cabo, el CrossFit es un deporte que se crea para hacer comunidad, no para sacar tajada con cada cosa que se hace, ¿no? A lo mejor la que se equivoca soy yo y creo que los Crossfitter estamos juntos en esto porque nos une una pasión, pero por lo visto, muchos prefieren sacar pasta por todos los lados. Que sí, que organizar una competición de CrossFit ni es fácil ni es barato pero me parece de alucine que, por ejemplo, en la competición de Compex se pidan solo 6€ -CON CAMISETA INCLUIDA- para inscribirse y luego, en liguillas de tres al cuarto, pidan salvajadas máximas y no te den las gracias ni por participar.

Pero, claro, esto no es por lo único que te cobran. Luego, si consigues clasificarte, paga. Si tus compis de Box quieren ir a animarte, paga. Si quieres que tus familiares o amigos vayan a verte, PAGA. Y sí, hablamos de precios de entrada casi tan caros como los de un concierto. No sé si soy yo que no entiende a santo de qué algunos se suben tanto a la parra, pero vamos, veo absurdo que en liguillas casi locales y sin ninguna reputación, se esté pidiendo un precio que casi parece el de los CrossFit Games.

Las temidas categorías

Además del tema de pagar por todo, hasta por respirar dentro del Box, hay que añadirle el problema base de todas estas competiciones: LAS CATEGORIAS. Seguro que muchos estaban esperando esto. Creo recordar que el CrossFit es un deporte que busca la eficiencia y el acondicionamiento físico en TODAS las facetas del deportista. Entonces, ¿qué coño es eso de exigir pesos de locura? Estoy escuchando que se llegan a exigir pesos casi RX en categorías inferiores y AMATEUR. Aunque en CrossFit se mejore la fuerza, NO ES LO ÚNICO QUE IMPORTA. La eficiencia y eficacia del deporte van SIEMPRE por delante. Qué triste tener que ver como Coaches tienen tan poco aprecio a un deporte tan bonito que ponen por delante la fuerza bruta a la eficiencia del movimiento, ¿no?

Pues esto es lo que está pasando en la mayoría de competiciones que hay por España: Exigencia de pesos elevadísimos en categorías “amateur”. Porque seamos honestos: la categoría de SCALED ES PUTO AMATEUR. No hay más. Es para gente que no va mal en CrossFit pero que aún se le atragantan muchos ejercicios.

Por supuesto, esto implica que, con la exigencia de pesos TAN elevados, la gente no se la juegue y prefiera quedarse en una categoría inferior por no cagarla. Porque sí, aunque vamos de guais y de pro, A TODOS NOS DA MIEDO HACER EL RIDÍCULO. Aún así, a nadie le hace gracia esa poca deportividad y honestidad que tienen algunos Crossfitter que se apuntan a competiciones de CrossFit. Y esto es algo que todos esos Coaches que se lanzan a la piscina deberían tener muy en cuenta a la hora de preparar las categorías y las exigencias de peso. Al final, lo único que están promoviendo este tipo de box y competiciones es que se rompa esa sensación de comunidad porque si organizas una competición de CrossFit a un nivel CrossFit Games, lo mínimo que puedes hacer es no meter categorías.

Generad comunidad, pero sed justos y consecuentes. Sed compañeros aunque no conozcáis a la gente. Sed Crossfitter ante todo. Porque eso es lo único que se espera realmente de una liguilla de barrio: Que genere comunidad y que Crossfitters de diferentes sitios puedan compartir una emoción y un evento DIVERTIDO. Pero al no hacer este tipo de cosas, solo incitáis a que cada vez más Crossfitter duden del CrossFit porque al final, ¿Qué se busca en las ligas? ¿Solo reputación porque han ido fuertacos que te cagas o hacer que la gente disfrute de un momento donde el CrossFit es lo principal?

Ojo, porque sí, los que se ponen a organizar estas competiciones de CrossFit paleras del carajo, no son los únicos que son antideportivos -y con ganas-. Sí, hablo de vosotros RX que os vais a SCALED. VERGÜENZA me daría a mi comportarme así. Pero, eso ya es un tema del que hablaré en otra ocasión.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.